12 oct. 2016

09. Kdrama: You Are All Surrounded - En 10 puntos

Título: You Are All Surrounded (Están todos rodeados)
Año: 2014
Género: Drama policiaco
Episodios: 20
Cadena: SBS
País: Corea del Sur
Online: Viki - Drama Fever
Notas sobre el post: Sin spoilers de la trama.

Sinopsis: Después de una dura limpieza anticorrupción llevada a cabo en la Estación de Policía de Gangam, la jefa Kang Suk Soon decide contratar a jóvenes recién egresados de la academia y ponerlo bajo el mando de los detectives más veteranos. El primero en oponerse tajantemente a esta estrategia es el legendario Seo Pan Suk, un detective cuya reputación en el área lo convierte en uno de los pilares más sólidos de la unidad. Al lado de su mano derecha, el jefe de brigada Lee Eung Do, y arrastrando un humor endemoniado, el detective Seo se tiene que hacer cargo de cuatro jóvenes inexpertos que ponen a prueba su paciencia desde el primer día. Entre todos ellos destaca uno en particular, un chico de caracter fuerte, pocas palabras y pasado misterioso llamado Eun Dae Goo quien, motivado por la misteriosa muerte de su madre 11 años atrás, en la que estuvo involucrado el detective Seo, decide unirse a la policía con la esperanza de esclarecer aquel enigmático suceso del pasado.

¿Cómo es que su equipo siempre tiene este tipo de casos? ¡Es inverosímil! ¡Esto sólo ocurre en los dramas! ¡Sobre todo en los que son malos! Un día fueron detenidos como rehenes. Después uno de ellos fue apuñalado. Ahora una de sus madres es asaltada. ¡Lo único que falta es un secreto de nacimiento para complementar la trama!
(Cha Tae Ho, encargado de la División de Detectives, yendo directo al grano, Ep. 13)

Opinión personal: A ver: trataré de ser breve una vez en la vida y escribir esto de una sentada, en diez puntos condensados y sin spoilers brutales de la trama. Cuando andaba buscando un pedacito de tranquilidad para sumergirme después de ver Signal —y darme cuenta que me dejó con una ansiedad monumental invadiendo mi cerebro— fue cuando me topé con You Are All Surrounded y me la vendieron como una comedia policial en cualquier lugar donde busqué reseña disponible, pero lo cierto es que yo lo de comedia nunca se lo ví. Sin embargo, dejé pasar el desliz muy disimuladamente y me quedé viendo hasta el final por dos motivos 1) Lee Seung Gi ❤ y 2) el primer episodio me enganchó. Así que, por azares del destino y caprichos míos, terminé líada en otra serie con el rebuscado asunto de la policía corrupta en su doceava versión corregida y aumentada. Pero miren, ustedes no están aquí para escucharme ni yo para quejarme, y como drama de transición me gustó mucho. También vale destacar que You Are All Surroundend es muuuy ligera comparada con la densidad que se respiraba en Signal; más oscura y pesada que cualquier otro drama que me haya caído encima y eso, de cierta manera, lo agradezco profundamente. Aunque personalmente sentí que falló en cuanto a guión y profundidad de personajes, tuvo sus momentos de lucidez, la trama en sí nunca decayó y hasta el último episodio los giros argumentales fueron exquisitos.   

A Lee Seung Gi ya lo había visto brevemente en King 2 Heart —donde su personaje es un petardo insufrible e inmaduro con pinta de principito consentido y soberbio pero adorable al mismo tiempo— y en el show de variedades New Journey To The West, además de alguno que otro concierto colgado en YouTube, así que les mentiría si les dijera que no lo quiero. Tiene un carisma desbordante y, como actor, no me gustaría juzgarlo muy superficialmente pero en estos dos únicos dramas que he visto de él me ha quedado claro que tiene su toque de encanto y talento. En este drama carga con el protagónico a sus espaldas y no es que el tipo tenga un pasado muy bonito, ¿eh?: Eun Dae Goo presenció a los 15 años el asesinato de su madre mientras él se escondía bajo la cama sin poder articular algún sonido; el suceso en sí lo traumatizó a tal grado que en el presente no puede dormir sin una luz ligera o la televisión encendida apuntando por algún lado de la habitación. Y en cuanto a carácter el crimen también dejó estragos: callado, tajante, ufano y seco sus silencios terminan exasperando a su jefe con más regularidad de la que nos gustaría. Aunque en un principio este no sospecha de la actitud del chico hacía él y el vínculo del pasado que los une por la muerte de su madre, no tardará mucho en darse cuenta.

—Vamos a ver cuánto tiempo te duran esa actitud y ese comportamiento. ¿No sabes que hay alguien volando sobre la persona que va corriendo?
—¿En serio? Pues encima de esa persona que vuela, siempre ha una persona sincera.
(Ep. 06)

Seo Pan Suk es una leyenda viva dentro de la organización policial; como detective sus tácticas y persistencia en el campo de investigación son innegables (aunque las vemos muy por arriba, sin jamás explicarnos cuáles son) pero tiene un carácter endemoniado y errático, producto de todo lo jodidamente mal que la ha pasado en esta vida. La noche que fue asesinada la madre de Dae Goo también fue dolorosa para él pero por diferentes motivos, los cuales también involucran a su entonces esposa Kim Sa Kyung, actual encargada del Equipo de Personas Desaparecidas. Aunque en un principio detesta a los cuatro chicos que la jefa Kang pone a su cuidado poco a poco les comienza a tomar aprecio, gracias en parte al jefe de brigada Lee y las situaciones que los pobres tienen que pasar para poner a prueba la paciencia de cualquiera.

Los otros tres novatos son Uh Soo Sun, una chica que creció en el mismo pueblo que Dae Goo, Ji Gook un joven nerd que no sabe muy bien qué hacer con su vida y Park Tae Il, un niño rico y bien vestido cuyas aspiraciones en el pasado estaban muy lejos de ser detective.  

1. Como mencioné más arriba: vine por la comedia y me quedé por la trama. El primer episodio es introducción pura a los personajes principales y una visión general *y algo superficial* a los eventos del pasado, pero conforme la serie avanza aquello adquiere matices oscuros apoyados en giros inesperados y, a decir verdad, apenas sonó Welcome To Black Parade supe que el drama me gustaría. Nunca fuí muy fan de My Chemical Romance pero ese tema se me quedó grabado en piedra desde que lo escuché por primera vez hace varios años y forma parte de mi carpeta musical de toda la vida.

2. La historia en sí nunca decae, pero el guión me quedó debiendo mucho. No voy a mentir al decir que hay diálogos buenos y tuvo sus momentos memorables aquí y allá, pero cuando tú metes a seis personas en una escena esperas que exista una lluvia de ideas donde se derroche la inteligencia y la diversidad de cada uno, no sé, algo más que dos o tres palabras por persona.

Ejemplo:
—Tendremos que hacer guardia frente a su casa durante los próximos días.
—Sí, jefe.
—Eso haremos.
—Claro.
—…
Fin

Multiplica eso por 20 episodios y ahí tenemos todo. Y me declaro fan total del Equipo 3, del jefe Seo y del tío Lee, pero me hubiera gustado ver más de ellos, tanto a nivel personal como laboral; dentro de lo que cabe todo quedó muy por encimita y quizá por eso sentí un vacío cuando terminó.

3. Kim Sa Kyung y Seo Pan Suk. A esta pareja se le podía haber sacado mucho jugo pero, aunque hicieron el intento de profundizar en ellos, no lo consiguieron tan bien como deberían. Y ya para el final como que se olvidan un poquito de estos dos para centrarse en el tema principal, pero por suerte retoman su situación para el cierre. Aun así hubiera sido un deleite que les dieran más espacio para explorar ese pasado tan complicado que tuvieron y que de cierto modo marcó de manera permanente su relación hasta la actualidad.  

4. Me hubiera gustado ver más del personaje de Ahn Jae Hyun. A este actor lo vi en Blood hace un par de meses pero boté la serie a la mitad porque me estaba exasperando mucho y el tema de los vampiros nunca me ha suscitado demasiada curiosidad (ni he terminado Drácula, vamos) pero en Blood interpretaba a un doctor serio así que no tuve demasiado tiempo para verlo en un rango de actuación mayor. Aquí su papel es el del novato que menos diálogos tiene y no deja de resultar un tanto absurdo, en serio. En los primeros episodios tiene dos o tres diálogos, fuera de broma y eso que Tae Il estaba como para exprimirle la vida hasta el infinito. Aparte de Dae Goo es quizá el que carga con un motivo mayor para aspirar al puesto que tiene y su pasado tiene a ser más complicado de lo que en un principio podemos ver.

5. La jefa Kang Suk Soon ha sido de lo mejor. Llegó un punto en la historia en el que sentí que era una traidora y un episodio después la veía como una víctima. Me ha costado lo mío decidirme si quererla o guardarle cierto resentimiento por cómo hizo las cosas desde el principio, pero el temple y la determinación, además de su amor innegable a su profesión, son dignos de reconocer, y creo que al final todos fueron capaz de ver el panorama de una manera mucho más general lo que terminó de determinar su imagen a un lado positivo.

6. Conforme el drama avanzaba comencé a extrañar los efectos visuales del principio. Dae Goo tiene memoria fotográfica y gran parte de eso fue lo que les ayudó a resolver uno de los primeros casos que les fueron asignados, por lo que ciertos efectos eran puestos en la pantalla para que te dieras cuenta de cómo era que él veía y deducía las cosas, pues de repente así sin más, esto despareció y la situación perdió un poco el encanto.

7. Eso de intentar picar con la punta de los celos a los protagonistas se les dió muy mal, eh xD. El infantilismo de Ji Gook al ver que Soo Sun estaba muy perdida por Dae Goo daban más pena que risa y usar a Soo Sun y Tae Il para que Sa Kyung y el jefe Seo se incomodaran un poquito también se vio muy rebuscado y poco creíble. Pero se agradece el esfuerzo.

8. Los villanos también tuvieron su oportunidad de brillar y a su manera lo hicieron bien: Yoo Moon Bae entra como el congresista aparentemente intocable que ha olvidado cuáles fueron sus orígenes. Me encantan esos enemigos del orden que parecen estoicos, incapaces de levantar la voz porque con un sólo movimiento pueden hacer arder el mundo, pero cuando sus muros de resistencia se derrumban entonces sí, se ponen a lanzar jarrones al suelo y tazas contra la pared y le gritan hasta a la maceta que tienen al lado. El simpático de Moon Bae es uno de ellos. Su hija es la villana en el cuento equivocado, pobrecica, al final me ha dado un poco de pena que sólo haya sido un vil títere para su padre durante más de una década y la mujer apenas se dió cuenta, pero como es una estúpida grosera pues mira, se merece eso y más. Sobra decir que el verdadero motivo del asesinato de la mamá de Dae Goo da mucha pena y vergüenza.   

9. El encargado de la División de Detectives, el imperturbable Cha Tae Ho, fue quien más me hizo reír. Mira que se necesita talento para ser un pesado de pies a cabeza y además tener el suficiente mal humor para que nadie te tome en serio, pero él lo consiguió bastante bien y a base de arrebatos de ira y supersticiones al por mayor logró ganarse un lugarcito pequeño en mi corazón. 1

10. El final fue satisfactorio, en realidad. Tampoco es que se viera desde el principio que esto no fuera a terminar bien, siendo una comedia tiene que terminar bien ¿no? Personalmente la recomiendo para quien no sea demasiado exigente con un drama. Es sólo para pasar el rato y para ver a Lee Seung Gi ❤ hasta que se nos cansen los ojos, lo cual nunca, nunca será una mala excusa para zamparse un drama de principio a fin. Por lo que intentaré, por tercera vez, ponerme con King 2 Hearts y con un poco de suerte algún día este drama tendrá el review que se merece (ya tiene el review que se merece, gracias).

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias por dejar tu comentario! :)